Quemaduras de sol – Cómo tratarlas y prevenirlas

Quemaduras de sol – Cómo tratarlas y prevenirlas

Los signos de las quemaduras de sol (como el escozor) no aparecen en el mismo momento en el que se producen sino unas horas más tarde, y el enrojecimiento de la piel puede tardar hasta un día en aparecer.

Los síntomas más fáciles de reconocer son las rojeces, la descamación de la piel y el dolor al tacto.

Cómo prevenir las quemaduras de sol

El mejor remedio para que las quemaduras no se produzcan es evitar exponerse al sol de manera continuada; sin embargo, existen más acciones que podemos realizar para que esto no ocurra:

  • Evitar la exposición solar a las 11 de la mañana, durante el mediodía y hasta las cinco de la tarde aproximadamente.
  • Las pieles sensibles son más vulnerables a las quemaduras y hay que aplicar protector solar con factor 50 siempre a ser posible. Para pieles normales, el factor de protección debe ser de al menos 30. El protector hay que aplicarlo aproximadamente media hora antes de exponerse al sol.
  • Si vas a la piscina, el mar, o en general mantienes un contacto constante con el agua, hay que aplicar de nuevo el   protector como mínimo cada dos horas.
  • Por último, utiliza sombreros, gorras o gafas de sol con protección contra los rayos UV.

Remedios para quemaduras solares

Si no has seguido las recomendaciones anteriores y no has podido evitar las quemaduras solares, te recomendamos aplicar sobre tu piel una crema calmante para después del sol (after sun) o una crema de aloe vera, ambos reducirán la temperatura de piel y tendrán un efecto calmante. Aplícala varias veces al día hasta que las quemaduras hayan desaparecido.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *